902 888 888 / 914 890 888

El blog de Self Bank

Qué es la retribución flexible y por qué puede ser beneficiosa

Qué es la retribución flexible y por qué puede ser beneficiosa

El salario es uno de los temas más tabú en España. Son muy pocas las personas con las que compartimos a cuánto asciende nuestro sueldo, y casi nunca suele ser en el ámbito laboral. En torno a la política salarial de las empresas siempre ha existido mucho misterio, pocas son las que hacen público cuánto cobran sus empleados según sus puestos.

No obstante, la transparencia se va abriendo poco a poco y algunas compañías ofrecen esa información a sus trabajadores, para que sepan lo que pueden ganar en función a su desempeño, o con el paso del tiempo. Además, la evolución de la sociedad ha traído consigo otras formas de retribuir a los empleados más allá del dinero.

Como dice el refrán, “el dinero no da la felicidad”: en muchas ocasiones los trabajadores prefieren cobrar menos con tal de tener más tiempo libre, trabajar desde casa o disfrutar de una serie de beneficios costeados por su empresa.

Así, en este tiempo ha nacido una nueva forma de pagar a los empleados que responde al nombre de retribución flexible. Veamos en qué consiste.

 

¿Cómo se retribuye de forma flexible?

La retribución flexible, en sí, permite al empleado distribuir la totalidad de su sueldo entre el dinero contante y sonante, y una serie de beneficios que corren a cargo de la empresa. Estos beneficios se ‘cobran’ como servicios o productos. ¿De qué cosas hablamos? A buen seguro en tu empresa existen, pero quizá no sabías que son una forma de retribución flexible:

En España, los productos de este tipo más utilizados son los tickets restaurante, los seguros médicos, e incluso servicios de guardería para los que son padres. Además, ayudan a disminuir la factura fiscal, porque cobrar parte del sueldo de este modo no tiene ningún impacto en el IRPF, no se gravan, al contrario que el sueldo monetario.

Otra forma de retribuir en especie es dar un coche de empresa al empleado, o pagarle la casa y los gastos de manutención si tiene que desplazarse a otro lugar a vivir o si viaja constantemente. Igualmente, la formación podría incluirse en este apartado, y numerosos servicios más que pueden ir desde el gimnasio a la peluquería.

Por el momento, en España, la retribución flexible no está ligada a disfrutar de más tiempo libre, al menos, según establece la normativa, sino que va encaminada a reducir la cantidad de impuestos a pagar.retribucion flexible

 

¿Cómo puede beneficiarte?

La retribución flexible se podría contemplar más allá de lo referente al bolsillo. Porque con ella podemos también obtener provecho personal. En muchos sentidos. Por ejemplo, contar con un seguro médico para agilizar las visitas al doctor, los tratamientos y las operaciones. Así, nuestra salud y la de nuestra familia -estos seguros suelen incluir a los familiares- salen ganando.

Otra ventaja, para quienes tienen tickets restaurante es ahorrar parte del sueldo en comida, ya que no hará falta cocinar para llevar la comida al trabajo -aunque sea lo más sano-. Para quienes disfrutan de gimnasio, es una buena forma de animarse a hacer deporte y empezar a cuidarse. Mucha gente descarta la idea porque no puede permitírselo, con este servicio el dinero ya no será excusa.

Moverse en coche de empresa supone ahorrar otro buen pico. Comprar un coche representa un esfuerzo muy importante para la mayoría; si nos lo cede la compañía -que también suele pagar las reparaciones-, será un input muy positivo.

La formación es otra forma muy interesante de retribución flexible. Acceder a cursos de idiomas, informática u otro tipo de conocimientos específicos es un importante beneficio para ti y tu futuro. Cuanto mejor formado estés, mejores oportunidades laborales tendrás y más opciones para escalar dentro de tu propia compañía. Por lo tanto, si tu empresa te da la opción de aprender, no lo dudes.

En pleno siglo XXI, cuando el tiempo y el bienestar son quizá los bienes más preciados, contar con este tipo de cosas sin tener que pagarlas es visto por muchos como un regalo. Por eso, si no necesitas cobrar todo tu salario en dinero, puedes plantearte acogerte a estos programas que, insistimos, tienen la mayoría de compañías.

Hoy en día, la retribución flexible es parte de las condiciones ofrecidas a los empleados por las empresas que buscan ser competitivas y contar con los mejores talentos. Si en la tuya no te lo han mencionado, consúltalo, porque es probable que exista.