El blog de SelfBank by Singular Bank

¿Las turbulencias en el mercado del petróleo son algo nuevo? ¿Qué ha ocurrido en anteriores crisis?

mercado del pretróleo

El mercado del petróleo se ha visto fuertemente afectado en 2020 debido a dos principales causas: la guerra de precios desatada entre Rusia y Arabia Saudí y el colapso de la economía mundial debido al COVID-19. Estas circunstancias han llevado el precio del petróleo a niveles impensables hace apenas unos meses.

A final de abril el precio de los futuros del petróleo llegaron incluso a estar en negativo por primera vez en la historia. Esto significa literalmente que los inversores pagaban a otros por quedarse el petróleo. Evidentemente esta situación no se mantuvo durante mucho tiempo, y su causa radica en el exceso puntual de la materia prima y la incapacidad de encontrar lugares para su almacenaje.

Aunque los precios del petróleo han rebotado desde sus mínimos, no está claro si la recuperación es sostenible. Todo indica que la demanda de petróleo a nivel global podría reducirse drásticamente en los próximos meses debido a la incidencia del COVID-19.

Sin embargo, no es la primera vez que el precio del petróleo sufre fuerte oscilaciones. A pesar de la creación de la OPEP en 1960, para intentar estabilizar el precio del petróleo a nivel mundial, la cotización del crudo ha experimentado todo tipo de altibajos en las últimas décadas. Si la historia nos ha de servir de guía, el precio del petróleo a medio y largo plazo puede ser bastante imprevisible. ¿Qué ha ocurrido en anteriores crisis?

El embargo árabe

En respuesta al apoyo de Estados Unidos a Israel en la guerra de Yom Kippur en 1973, los países árabes cesaron de exportar crudo a los Estados Unidos. Debido a este brusco corte en la oferta, el precio del barril pasó de 24$ a 56$ en apenas unos meses.

La revolución de Irán

La huida del Sha de Irán en enero de 1979, y la subida al poder del Ayatolá Jomeiní provocó otra crisis del petróleo. La producción iraní de crudo cayó en picado. El barril de petróleo pasó de cotizar a 56$ a más de 125$.

La desregulación de Reagan

Al poco de subir al poder, el presidente estadounidense Ronald Reagan firmó una orden ejecutiva eliminando la regulación y las cuotas de producción y distribución doméstica de petróleo. Como consecuencia el crudo cayó de casi 113$ el barril en enero de 1981 a 26$ el barril a mediados de 1986.

La Primera Guerra del Golfo

En agosto de 1990, Iraq invadió su país vecino Kuwait. El precio del barril de petróleo se disparó rápidamente de 34$ a 77$. Tras una intervención militar liderada por Estados Unidos, y la retirada de las tropas de Saddam Hussein de Kuwait, el precio del barril cayó de nuevo a 37$.

El Shock de 2008

Tras una serie de acontecimientos internacionales la producción de petróleo cayó fuertemente y los precios se dispararon. Venezuela dejó de vender crudo a Exxon Mobil y empezó una batalla legal por la nacionalización de algunos de sus activos. Las exportaciones de Iraq no se habían recuperado de la guerra reciente, y las huelgas laborales en Nigeria y Reino Unido redujeron el suministro. La producción de una de las principales fuentes de petróleo de México también se vio afectada.

Con todo ello, el precio del barril de petróleo pasó de 118$ en diciembre de 2007, a más de 165$ a mediados de 2008. Los precios máximos marcaron un pico en la tendencia del crudo que venía desde los mínimos de 2001, donde tras los ataques a las torres gemelas en Nueva York el precio del barril cayó por debajo de 28$.

La Gran Recesión de 2008

La segunda parte de 2008 estuvo marcada por el inicio de la Gran Recesión y los problemas a nivel mundial del sector financiero. La quiebra de algunos bancos como Lehman Brothers y el estallido de la burbuja de deuda subprime tuvo efectos devastadores en la economía global. El precio del petróleo cayó por debajo de 50$ en enero 2009, rebotando fuertemente en la segunda parte del año y terminando a casi 95$ el barril.

La revolución del shale

La producción de petróleo y gas de Estados Unidos aumentó más de 50% a lo largo de la última década. Esto se debió principalmente al desarrollo de la tecnología de fracking por parte de las empresas petroleras norteamericanas. El fracking consiguió que Estados Unidos dejara de ser un país importador y pasara a ser un país exportador de petróleo. En su punto álgido, la región de Texas y Nuevo México producían más crudo extraído mediante fracking (shale oil) que la mayoría de los países de la OPEP.

Todo este aumento de la producción llevó el precio del barril desde 87$ en 2010 hasta los 50$ en enero de 2020.

Tras observar crisis previas a la del COVID-19, comprobamos que el precio del crudo ha oscilado fuertemente en otros momentos de la historia: grandes vaivenes que vienen justificados por fuertes variaciones en la oferta y en la demanda.

Singular Bank ha obtenido los datos contenidos en esta comunicación a través de otras fuentes de información que considera fiables pero no se hace responsable de la completa exactitud de los mismos. Estos datos solo tienen una finalidad informativa y no deben interpretarse como una recomendación de compra o venta.

Singular Bank no se hace responsable de: (i) cualquier pérdida derivada de la utilización directa o indirecta de la información contenida en esta comunicación ni; (ii) del uso que se haga de dicha información. Las decisiones que cada inversor adopte, tanto de inversión como de nivel de delegación y asesoramiento, son su responsabilidad.  

Singular Bank no se hace responsable del tratamiento fiscal de los productos de inversión.  Antes de efectuar cualquier contratación, es recomendable informarse legal, regulatoria y fiscalmente sobre las consecuencias de una inversión. 

Rentabilidades pasadas no garantizan rentabilidades futuras.

Ninguna parte de este documento puede ser copiada o duplicada de cualquier forma o medio o redistribuida sin el previo consentimiento por escrito de Singular Bank.

Salir de la versión móvil