914 890 888

El blog de SelfBank by Singular Bank

Informe Cierre de Mercados 7 de junio de 2022

Informe Cierre de Mercados 7 de junio de 2022

Renta variable

El IBEX se mantiene en verde a la espera de la reunión del BCE

Jornada de caídas en las principales bolsas mundiales tras los negativos datos macroeconómicos, a la espera de la reunión de este jueves del BCE y de conocer el nivel de precios de mayo en EEUU.

En un contexto de elevada incertidumbre económica y geopolítica a nivel global, continúan actualizándose las previsiones de crecimiento de los organismos internacionales. En este sentido, a la espera del informe de la OCDE de mañana, el Banco Mundial ha revisado significativamente el avance del PIB mundial en 2022 a un 2,9% anual frente a un 4,1% estimado anteriormente en enero, rebajando la tasa de crecimiento de la Eurozona a un 2,5% (vs. 4,2% anterior) y a un 2,5% en EEUU (vs. 3,7% anterior). Al mismo tiempo que proyecta un incremento de la producción de un 4,3% anual en China, 0,8 pp inferior al proyectado a comienzos de este año.

Unas perspectivas a la baja que tienen su reflejo en algunas de las referencias macroeconómicas conocidas hoy, que constatan la moderación de la actividad industrial y el deterioro del sentimiento económico. En concreto, en Alemania, las ordenes de pedidos industriales en abril cayeron un 2,7% mensual por la débil demanda externa, encadenando tres meses en negativo. Por su parte, la confianza empresarial y de los consumidores en el Reino Unido se redujo sustancialmente, situándose el PMI compuesto en 53,1 puntos (-5,1 puntos mensual). La nota positiva de la jornada se ha situado en la economía española al crecer en abril el Índice de Producción Industrial un 2,1% mensual, tras registrar un retroceso en el mes anterior de un 2,0%.

En este entorno de ralentización económica, tras la negativa evolución de la inflación en mayo en la Eurozona, adquiere aun mayor relevancia la reunión del jueves del BCE, en la que se esperaba antes de conocerse los datos del IPC de mayo un aumento de 25 pb de los tipos de facilidad de depósito. No obstante, las voces hawkish reclaman una mayor celeridad en el endurecimiento de la política monetaria con el objetivo de iniciar un mayor control de las tensiones inflacionistas y lograr anclar las expectativas. Todo ello en un contexto en el que será clave evitar no sólo el riesgo de una fragmentación financiera entre los Estados miembros de la zona monetaria europea, sino también un mayor desacoplamiento del tono restrictivo de su política monetaria respecto al resto de bancos centrales de las economías avanzadas. En este sentido, el Banco de la Reserva de Australia ha situado el tipo de interés en 0,85% tras una subida de 50 pb, mientras que la Fed o el BoE, además de la retirada de los programas de compra de activos, ya aumentaron el tipo de interés hasta el entorno del 1%.

En el ámbito político europeo, Boris Johnson, primer ministro del Reino Unido, ha conseguido, de momento, evitar su destitución tras la moción de censura presentado por los propios miembros de su partido. La incógnita política profundiza la incertidumbre económica, en una coyuntura marcada no solo por las derivadas de la pandemia y las tensiones geopolíticas, sino también por el Brexit.

Por otro lado, Rusia, después de atacar Kiev tras un mes sin bombardeos, estaría cerca de controlar Severodonestk, segunda ciudad del Donbás y hub de la industria química en el país, lo que le permitiría avanzar hacia el oeste y conseguir hacerse con la totalidad de la región. Mientras tanto, la evolución de la economía rusa hasta el momento no ha reflejado el impacto de las sanciones económicas de los países aliados, una circunstancia que podría cambiar a corto plazo como ha reflejado las declaraciones hoy del presidente Putin, o ante los problemas de suministros de industrias clave como la petrolera, que proyectan una caída de su capacidad de extracción de crudo.

En este contexto, en la región Asia-Pacífico, los índices han mostrado una evolución mixta. La ligera mejoría de las expectativas de la economía china a corto plazo supone un punto de optimismo al mismo tiempo que el endurecimiento de la política monetaria, la alta inflación y el estancamiento de las principales economías siguen proyectando un menor dinamismo.

En Europa, el Eurostoxx 50 se ha dejado un 0,83%, y frena su tendencia alcista desde el 9 de mayo. Ha destacado la caída del DAX de 0,66%. El IBEX 35, por su parte, vuelve a ser, junto al FTSE 100, el índice con mejor desempeño de las principales referencias europeas, repuntando ligeramente un 0,06%. Entre sus componentes, las mayores revalorizaciones se han situado en Solaria (+5,32%), Repsol (+3,47%) y Almirall (+2,32%). En contraste, las mayores caídas se han registrado en Fluidra (-1,99%), Santander (-1,30%) y BBVA (-1,27%).

Finalmente, en EEUU, al cierre de la sesión europea, el S&P 500 registra un retroceso de 0,12% y el índice tecnológico Nasdaq de un 0,08%.

Renta fija

Jornada de caída de las TIRes de los principales bonos soberanos. En Europa, los mercados parecen haber descontado el endurecimiento monetario del BCE tras la aceleración generalizada del tono restricctivo de los principales bancos centrales de las economías avanzadas, especialmente tras la subida de tipos mayor que lo esperado del Banco de la Reserva de Australia.

A pesar de las voces hawkish del BCE que reclaman un mayor endurecimiento de la política monetaria en la actualización de tipos de esta semana, no se espera un cambio respecto a la senda prevista. Así, tras las declaraciones de Christine Lagarde, presidenta del BCE, se estima que la subida de tipos será gradual y predecible para así evitar el riesgo de fragmentación financiera entre los países miembros con mayores niveles de deuda y no constituir un elemento adicional a los factores que explican la desaceleración de la actividad económica. Por su parte, a la espera del dato de inflación de mayo de EEUU, se prevé un aumento de 50 pb en las próximas dos reuniones de la Fed.

En este contexto, la rentabilidad de los principales bonos de la Eurozona han cerrado con caídas. El bono de referencia en Europa, el Bund (bono a 10 años de Alemania) ha experimentado un retroceso de 3 pb hasta el 1,29%, al mismo tiempo que el bono español de igual duración se coloca en 2,40% tras una caída de 7 pb. Por su parte, el diferencial de crédito de los bonos italiano y español a 10 años respecto al alemán de igual duración se ha mantenido estable.

Fuera de la Eurozona, al cierre de la sesión europea, la yield del Treasuryde EEUU a 10 años cae en torno a 6 pb hasta un 2,98%.

Materias primas y divisas (a cierre de sesión europea)

Nueva jornada de subidas en el precio del crudo. La recuperación de la demanda china tras la relajación de las medidas de confinamiento y el aumento menor de lo esperado de la producción de petróleo por parte de la OPEP+ mantienen las presiones en el mercado. A su vez, la falta de mantenimiento de las refinerías durante los primeros meses de la pandemia ante la drástica caída de la demanda estaría limitando la capacidad de refinado, y, por ende, la oferta de petróleo.

Esta tensión podría aliviarse tras la autorización de Joe Biden, presidente de EEUU, a la venta de crudo venezolano a las petroleras Repsol y Eni. Si bien el volumen de petróleo no será suficiente para tener un impacto significativo su precio, supone un nuevo apoyo al proceso de desacoplamiento de Europa de su dependencia energética de Rusia. A su vez, la reducción de oferta por la prohibición de los países aliados (G7, EU y OTAN) al petróleo ruso está siendo sustituida por países como India, que continúa refinando y revendiéndolo posteriormente a precios más elevados a países de la Eurozona o Australia. En este sentido, India estaría aumentando la compra de crudo ruso a la vez que incrementa su capacidad de refinado, lo que podría estabilizar la oferta de crudo mundial en el corto plazo.

En esta coyuntura, el barril de Brent cotiza a cierre de la sesión europea en 120 dólares, con una subida de un 0,74%. Por su parte, la cotización del WTI (de referencia en EEUU) sube un 0,63% hasta 119,3 dólares por barril.

Por otro lado, los principales metales preciosos muestran una tendencia al alza. El precio del oro se sitúa en 1.851 dólares por onza (+0,54%) y la plata sube hasta 22,1 dólares (+0,26%). Paralelamente, el platino cae un 1,08% a 1.011 dólares por onza.

En el mercado de divisas, la cotización del cruce euro/dólar continúa la tendencia bajista de las últimas en el entorno de 1,07 dólares por euro. En la sesión de hoy, a cierre de sesión europea, ha retrocedido un 0,05% a 1,069. Por último, el Dollar Index cotiza en 102,3 con un retroceso de un 0,07%.

Macro

Producción industrial en España

En abril, el Índice de Producción Industrial (IPI) en España en términos desestacionalizados aumentó un 2,1% mensual, tras disminuir un 2,0% el mes anterior.

Entre sus componentes, destacó el repunte mensual de los bienes intermedios (+6,8%), seguido de los bienes de consumo duradero (+4,3%) y bienes de equipo (+2,9%). A su vez, la energía se incrementó de forma más moderada un 1,9% y la producción de bienes de consumo no duradero un 1,8%.

En términos interanuales, el IPI corregido de efectos estacionales y de calendario avanzó un 2,4% respecto a abril de 2021, situándose 2,3 pp por encima de su tasa del mes anterior.

Pedidos de fábrica en Alemania

En abril, según Destatis, en Alemania las nuevas órdenes de pedido se contrajeronun 2,7% respecto al mes anterior (vs. -4,2% en marzo). Una evolución explicada fundamentalmente por la caída de la demanda externa de un 4,0% mensual, retrocediendo los pedidos nuevos procedentes de la Eurozona un 5,6% y los del resto del mundo un 3,0%. Por su parte, la demanda nacional disminuyó un 0,9% mensual.

En términos interanuales, lo nuevos pedidos de fábrica cayeron un 6,2% respecto a abril de 2021 (vs. -2,9% interanual en marzo).

Indicadores adelantados: PMIs servicios y compuesto de Reino Unido

En abril, el indicador PMI de servicios de IHS Markit de Reino Unido disminuyó 5,5 puntos hasta 53,4 (vs. 58,9 puntos el mes anterior), continuando de esta manera en terreno expansivo durante quince meses, a pesar de registrar la mayor caída desde el inicio de la serie si no se tienen en cuenta la provocada por el confinamiento de covid-19. Una evolución lastrada por las altas presiones inflacionistas y la incertidumbre en las perspectivas económicas que han reducido la confianza empresarial y del consumidor.Por otro lado, el PMI compuesto se contrajo 5,1 puntos a 53,1 puntos (vs. 58,2 puntos en abril).

Índice Sentix de confianza del inversor

En junio, el índice Sentix de confianza del inversor de la Eurozona muestra una mejora tras tres meses de descensos, si bien continúa situándose en negativo en -15,8 puntos (vs. -22,6 puntos en mayo). Todo ello en un entorno en el que las compañías se han mostrado capaces de traspasar el aumento de los costes de producción a los clientes finales, que son quienes continúan soportando los elevados niveles de inflación. La encuesta refleja una mejoría de ambos subíndices, especialmente el de expectativas a -24,0 puntos (vs. -34,0 puntos en mayo). A su vez, la valoración sobre la situación actual aumenta a -7,3 puntos (vs. -10,5 puntos el mes anterior). Fuera de la zona monetaria europea, la mayoría de los índices han mostrado una evolución similar, incrementando el indicador Sentix en EEUU a -1,0 puntos (vs. -2,9 puntos en mayo) ante la subida del subíndice de expectativas de 4,3 puntos a -17,5 puntos. En contraste, el de situación actual disminuyó 1 punto hasta 17 puntos. Por otro lado, el valor del índice de confianza del inversor de Asia (excluyendo Japón) registró una subida de 7,0 puntos a -2,6 puntos, ante el repunte en ambos subíndices, situándose el índice de expectativas en -3,8 puntos (vs. -14,3 en mayo) y el de situación actual en -1,5 puntos (vs. -4,8 el mes anterior).

Empresarial

Metrovacesa (Hoy: 1,70%, YTD: -2,44%)

El Consejo de la inmobiliaria española Metrovacesa ha recomendado no acudir a la OPA lanzada el pasado mes de marzo por Fomento de Construcciones y Contratas (FCC) de la que Carlos Slim es propietario en un 74,2% al considerar que no recoge adecuadamente el valor intrínseco de las acciones.

En concreto, FCC, que actualmente posee un 5,4% del capital de Metrovacesa, anunció en marzo su intención de hacerse con otro 24,0% de capital pudiendo alcanzar así una participación máxima de un 29,4% a un precio de 7,8€ por acción. Este importe posteriormente fue reducido a 7,2€ por acción tras entregar Metrovacesa un dividendo por acción de 0,6€.

Por su parte, tanto los mayores accionistas, entre los que destacan Grupo Santander y el BBVA con un 49,36% y un 20,85%, respectivamente, como todos los consejeros no tienen intención de aceptar la oferta.

Repsol (Hoy: 3,47%, YTD: 49,77%)

La compañía energética y petroquímica española Repsol negocia la venta de un 25% de su división de exploración y producción al grupo especializado en inversiones en energía e infraestructuras estadounidense EIG.

Se estima que la división de upstream está valorada en torno a los 14.000 – 18.000 millones de € incluida la deuda, lo que supondría que la oferta se situaría entre 3.500 y 4.500 millones de €.

De esta manera, la multinacional española obtendría capital para desarrollar sus planes en energías renovables, como plantas solares y parques eólicos. Por su parte, Repsol ha comunicado que considera su negocio de exploración y producción como estratégico a largo plazo, pese a analizar diversas oportunidades y propuestas sobre las que aún no ha tomado ninguna decisión.

El presente documento, propiedad de SINGULAR BANK, S.A.U. (“Singular Bank”), contiene información obtenida de fuentes consideradas como fiables. Singular Bank no garantiza la exactitud de la misma ni se responsabiliza de errores u omisiones que pudiera haber, siendo su finalidad meramente informativa. Las opiniones y estimaciones aquí realizadas son meramente indicativas, y están sujetas a variaciones por circunstancias del mercado, modificaciones legislativas, o de cualquier otro motivo que puedan producirse, y pueden ser modificadas sin previo aviso y, por tanto, Singular Bank no queda vinculada por éstas. Estos datos solo tienen una finalidad informativa y no deben interpretarse como una recomendación de compra o venta. El inversor debe ser consciente de que los productos a los que este documento se refiere pueden no ser adecuados para sus objetivos específicos de inversión, su posición financiera o patrimonial o su perfil de riesgo. Singular Bank no asume responsabilidad alguna por cualquier coste o pérdida, directa o indirecta, que pudiera resultar del uso de este documento o de su contenido.

Rentabilidades pasadas no garantizan rentabilidades futuras.

Prohibida su reproducción total o parcial o su distribución sin el consentimiento previo por escrito de Singular Bank.