902 888 888 / 914 890 888

El blog de Self Bank

La CIRBE, la base de datos en la que se registran tus créditos

La CIRBE, la base de datos en la que se registran tus créditos

Cuando solicitamos un préstamo, la entidad financiera examina nuestro historial crediticio y la situación de endeudamiento que tenemos en esos momentos. Para ello, además de los datos que pueda tener de nosotros como clientes, consulta la CIRBE.

¿Qué es la CIRBE?

La CIRBE (Central de Información de Riesgos del Banco de España) es un servicio público que gestiona una base de datos en la que constan la gran mayoría de los préstamos, créditos, avales y otros riesgos que tienen las entidades financieras con una persona.

¿Cómo funciona?

Para cada uno de esos riesgos, la entidad facilita la información a final de mes sobre el importe adeudado.

Además de por las entidades financieras, la información puede ser solicitada por el propio interesado, persona física o jurídica, de manera gratuita, a través de la Oficina Virtual del Banco de España, mediante firma digital o DNI electrónico, o a través de carta, enviándola al Banco de España, Información Financiera y Central de Riesgos. C/ Alcalá, 48. 28014, Madrid. En ella se incluirá una fotocopia legible de ambas caras del DNI y la dirección a la que desea que se envíe la respuesta (preferiblemente, su domicilio particular), así como su firma.

¿Cómo se organiza?

Dependiendo de quién pida la información, se presenta de distinta forma. Si la solicita una entidad de crédito, no se mostrará el nombre de las entidades a las que esa persona debe el dinero, mientras que, si la pide el titular, sí que aparece este dato.

Además, se informa, entre otros, de los siguientes apartados:

  • Si el crédito es a corto plazo (vencimiento inferior a 1 año, con la clave FINC), o a largo plazo (clave FINL).
  • Si existe disponible (por ejemplo, si de una tarjeta de crédito de 5.000 euros, hemos usado 2.000, tendremos 3.000 disponibles).
  • Si tiene alguna garantía adicional (por ejemplo, si es una hipoteca, tendrá una garantía real sobre el inmueble, clave R).
  • Si existe responsabilidad solidaria (la entidad podría exigir el pago a cualquiera de los que figuren en el préstamo, sería la clave S en la columna correspondiente).
  • Si está en situación de morosidad (clave M).
  • Si tenemos algún riesgo indirecto (por ejemplo, si estamos avalando a alguien, pondría el importe en la columna correspondiente).
  • Las entidades no tienen obligación de declarar los riesgos inferiores a 6.000 euros (por ejemplo, si con una entidad sólo tenemos una tarjeta de crédito de 4.000 euros, este crédito no aparecerá).

Para qué sirve

Esta información no solo es útil a las entidades financieras a la hora de valorar la concesión de un crédito, sino que también resulta fundamental para el propio Banco de España en su labor de supervisión e inspección de las entidades.

El informe obtenido sería algo de este tipo (en este caso, sería el del titular, ya que muestra la entidad bancaria):

cirbe

 

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn