902 888 888 / 914 890 888

El blog de Self Bank

¿Cuánto tiempo tengo de paro y cuánto voy a cobrar?

¿Cuánto tiempo tengo de paro y cuánto voy a cobrar?

Posiblemente, el despido es uno de los momentos más temidos por muchos trabajadores, pues supone un cambio brusco en su vida y salir de su zona de confort. Pero una vez superado el shock inicial, es momento de ver qué tenemos que hacer para cobrar la prestación de paro, y qué podemos hacer ahora que estamos en activo para estar mejor preparados para ese momento. Además, cabe decir que en España tenemos la suerte de contar con una cobertura de paro bastante amplia, si la comparamos con otros países, en particular Estados Unidos o Reino Unido, por citar dos ejemplos.

Me han despedido, ¿y ahora qué?

Una vez consumado el despido, toca superar la situación y realizar las gestiones necesarias para cobrar las prestaciones a las que tenemos derecho. Además, como toda crisis, puede ser una oportunidad para reciclarse profesionalmente, reinventarnos por completo cambiando de sector, o incluso optando por emprender nuestro propio proyecto. Tu nueva profesión es buscar un nuevo trabajo (ya sea por cuenta ajena o cuenta propia).

Cómo puedo ir a pedir el paro, qué tengo que pedir

El primer paso para solicitar la prestación de desempleo es apuntarnos como demandantes de empleo en el INEM. Podemos ir a las oficinas, o podemos hacerlo por vía telemática siempre que tengamos firma electrónica, algo muy recomendable por otro lado, ya que cada vez pueden realizarse más servicios por esa vía sin tener que desplazarnos físicamente.

En el caso de querer hacer la solicitud físicamente, necesitaremos rellenar la instancia de solicitud.  Si optamos por la vía telemática, los pasos se hacen a través del portal. En ambos casos, la documentación que debemos adjuntar es la siguiente:

  • Fotocopia del DNI.
  • Fotocopia del libro de familia en el caso de tener cargas familiares.
  • Certificados de empresa que acrediten las bases de cotización de los últimos 180 días cotizados.
  • Número de cuenta, para domiciliaciones de la prestación por desempleo.

Cuánto tiempo me corresponde de paro

El cálculo del plazo y del importe que podemos cobrar de paro es algo complejo. Lo básico es que nos corresponden cuatro meses de prestación por año trabajado, con el límite máximo de dos años de cobro. Para que no sea tan simple, los plazos computan en packs de 6 meses.  Dichos periodos se toman de seis en seis meses. Por ejemplo, si tengo cotizados 17 meses, me corresponderán 4 meses de prestación por desempleo. Y si tengo 19 meses, me corresponderá 6 meses de cobro.

Para calcular el importe, tendremos que coger el 70% de las bases de cotización de los últimos 6 meses. Y si tenemos derecho a cobrar más de 6 meses, ese porcentaje bajará al 60%.

Otra opción es cobrar el paro en un pago único. Eso se permite para fomentar el autoempleo, como vía para seguir nuestra carrera profesional. Para ello, deberemos justificar la nueva actividad laboral, bien vía alta de autónomos, bien como afiliado a una cooperativa o como miembro de una sociedad laboral.

Si optamos por esta vía, podremos cobrar el 70% en un pago único, y aplicar el 30% restante a pagar las cuotas de la seguridad social o el pago de afiliación a la cooperativa.

Cómo prevenir la situación

El paro como tal seguramente no se puede prevenir. Pero sí podemos tomar medidas para que en caso de llegar nos pille con los deberes hechos. Esos deberes son ir construyendo un colchón que nos dé la tranquilidad suficiente para poder seguir con nuestra vida sin muchos agobios. Para ello, es importante que empecemos ahora que trabajamos, a pensar como una hormiga más que como una cigarra.

Algunas ideas que nos pueden ayudar:

  • Huir de la inflación propia: normalmente, si ganamos más, tenemos tendencia a gastar más. Seguro que has oído a algún mayor decir: “No es más rico el que más tiene, sino el que menos necesita”.
  • La deudas, sólo para inversión, no para gasto: endeudarse para comprar una vivienda puede ser una buena idea, endeudarte para irte de vacaciones o para gastar en caprichos, no.
  • Ahorro: en una entrada anterior hablamos del método de los sobres; hoy en día podemos hacer un traspaso a una cuenta de ahorro para tener un fondo de seguridad.
  • Invertir: sólo debes invertir aquel dinero sobrante del fondo de seguridad, pues como siempre decimos, el dinero que inviertas debe ser un extra. Puedes hacerlo en acciones, fondos de inversión o planes de pensiones (si estás en paro de larga duración, puedes rescatarlo).

Cómo completar el paro con ahorro o plan de contingencia

El paro es sin duda un salvavidas que nos ayudará a mantenernos a flote, pero si hemos hecho los deberes, podemos complementarlo usando el fondo de reserva o con ingresos derivados de nuestra cartera de inversión (bien vía dividendos, bien vía ventas de plusvalía de acciones o fondos de inversión).

 

 

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn