902 888 888 / 914 890 888

El blog de Self Bank

Comprar ropa en las rebajas: los consejos para evitar la compra compulsiva y ahorrar

Comprar ropa en las rebajas: los consejos para evitar la compra compulsiva y ahorrar

Las rebajas de verano ya han llegado, aunque muchos tampoco notarán gran diferencia con el resto del año, pues la liberalización del comercio ha posibilitado que se puedan ofrecer descuentos en cualquier época del año. No obstante, las rebajas de verano siguen siendo un clásico y una oportunidad para encontrar la ropa que necesitas para los meses más calurosos sin derrochar. Eso sí, si sabes antes cómo.

Por eso, vamos a desvelar algunas de las claves principales para aprovechar todo el potencial de las rebajas veraniegas sin volvernos locos con las compras y, a la vez, logrando unos ahorros que te vendrán muy bien para las vacaciones.

Tips básicos para no perder la cabeza comprando en rebajas

  • No te salgas de tu lista

En los tiempos de la revolución digital hablar de listas en papel puede parecer un chiste, pero nada más lejos de la realidad. Con una lista impresa -o en el smartphone si no concibes coger boli y papel- de las cosas que necesitamos de las rebajas es más fácil aguantar la tentación de los descuentos, pues así tendremos claro cuál es el objetivo de nuestra compra y trataremos de seguir el guión. Porque hacerlo refuerza nuestro autoestima y nos sentiremos mejores con nosotros mismos sabiendo que hemos cumplido nuestro deber y no hemos malgastado el dinero.

  • La tarjeta de crédito…mejor en casa

Para evitar pasarse con las compras en rebajas, nada mejor que llevar el dinero que queramos gastarnos en efectivo y dejar la tarjeta en casa en nuestra jornada de compras. Porque así evitaremos gastar más de lo necesario ‘tirando de tarjeta’, ya que cuando usamos la tarjeta solemos perder la noción de la cantidad que hemos gastado.

Si bien a la gran mayoría no le gusta salir de casa con mucho dinero en efectivo encima. La solución es poner un tope de gasto diario a la tarjeta de crédito, de ese modo cuando se alcance la cantidad delimitada, no se podrá seguir usando y las compras habrán tocado a su fin.

  • Evita aglomeraciones

Los humanos somos seres sociales y nos gusta estar donde hay gente. De hecho, según la teoría de las masas, siempre actuamos según dicta la mayoría. Por ello, cuando salimos de rebajas entramos casi siempre a las tiendas más concurridas porque creemos que allí se concentran los mejores descuentos.

Esto suele provocar ansiedad y hacernos comprar más de lo necesario por el miedo a quedarnos sin algún chollo. Un error monumental que solo nos llevará a derrochar sin sentido. Por ello, es mejor acudir de compras en días u horas lo más tranquilas posible, así se podrán hacer las compras con calma y tiempo suficiente para escoger bien lo que se necesita, evitar los impulsos y las prisas, y se podrá reflexionar más si se tienen dudas entre darse algún capricho -que puede ser innecesario- o no. Cuanto más tranquilos estemos, menos gastaremos.

  • Mejor solo…que mal acompañado

Siguiendo con el argumento anterior, si vamos acompañados de amigos o familiares de rebajas, es más sencillo caer en la tentación de comprar algo que no se necesita, pues muchas veces estas personas cercanas nos animan a ello. O simplemente al verlos a ellos gastar sin control pensamos, “si él/ella puede, ¿por qué yo no?”, y nos lanzamos a la piscina sin pensarlo.

Si crees que ir con tus amigos puede perjudicar a tu economía, mejor ve solo sin ningún tipo de influencia externa que pueda hacerte comprar más de lo que realmente tenías pensado. Porque, al final, quien tendrá que pagarlo serás tú.

  • Comprueba precios

Si realmente quieres ahorrar en tus compras de rebajas, hay un ejercicio previo que es realmente útil, aunque para llevarlo a cabo hay que dedicarle un poco de tiempo. Se trata de mirar días antes de que comiencen las rebajas los precios de los productos que quieres. De este modo, a la hora de comprar en rebajas verás la diferencia y si te merece la pena invertir en esa prenda o en esos zapatos, pues en muchas ocasiones los descuentos son irrisorios.

  • El ‘cebo’ de la nueva temporada

En la mayoría de tiendas de ropa conviven las prendas rebajadas con las de nueva temporada. Y curiosamente, las de nueva temporada están perfectamente colocadas en una zona muy bien iluminada y a la entrada de la tienda, mientras que la rebajada está literalmente por los suelos y al final de la tienda.

Es una táctica muy común entre los comercios, pues si vemos la ropa de temporada nueva tan bonita y perfecta acabaremos comprando antes ésta que la rebajada y, evidentemente, la tienda ganará más. Por ello, ten claro lo que quieres y necesitas antes de cruzar las puertas de la tienda.

  • Manual para sobrevivir a las rebajas online

Por último, y no menos importante, si vas a comprar en las rebajas online, tienes que tener mucha más precaución si cabe. ¿Por qué? Porque en la web se compra mucho más por impulso, ya que no hay que hacer colas para pagar y no hay tiempo de arrepentirse antes de pagar. Además, al pagar con tarjeta perdemos la noción del importe que estamos gastando. Por ello, si vas a ir de rebajas por la red, anota estos consejos para que no se te vaya de las manos:

  1. No te apuntes a las newsletters de las marcas, pues de lo contrario recibirás diariamente emails con las ofertas que quieren que veas…y compres
  2. Recoge los pedidos que hagas en tienda, ya que así te ahorrarás los gastos de envío.
  3. Comprueba que el método de pago es seguro. Desconfía de plataformas de pago que no sean las de los bancos o la de Paypal. Además, protege tu tarjeta con servicios de protección adicionales, como Self Protect, que aporta la mayor seguridad ante operaciones fraudulentas. Este servicio lo tienen todas las tarjetas de crédito de Self Bank, y además avisa cuando se están realizando compras muy elevadas o en otros países con tu tarjeta de crédito.
  4. Apuesta por una tarjeta virtual si te da miedo que tus datos bancarios circulen por la red. La ventaja adicional es que con ella no gastarás más de lo que quieres, ya que se cargan con un importe determinado.
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn