902 888 888 / 914 890 888

El blog de Self Bank

Apalancamiento, o cómo conseguir más con menos

Apalancamiento, o cómo conseguir más con menos

Seguro que en algún momento hemos oído ese concepto, apalancamiento, aplicado al mundo empresarial o a las inversiones en bolsa, pero realmente es un concepto mucho más próximo, y es casi seguro que todos nosotros lo hemos usado frecuentemente, aunque no lo hayamos llamado así.

¿Qué es el apalancamiento?

Pues simplemente es invertir más dinero del que tenemos en nuestras cuentas, sin más.

¿Quién lo usa?

Absolutamente todo el mundo: particulares, empresas, gobiernos… Nadie se escapa. Cualquiera que tenga una hipoteca está comprando su casa con un dinero que no tiene. O cuando se financia la compra de un coche. Una empresa que financia una compra a proveedores o una inversión también, y el propio Estado lo usa una y otra vez; de hecho, el déficit público no es más que eso, utilizar recursos de los que no se dispone.

¿Se usa en los mercados financieros?

Más si cabe que en la economía real, de hecho no se entenderían sin esa posibilidad. Hay una gran cantidad de productos que usan habitualmente el apalancamiento:, CFD’s, opciones, futuros, etc.

¿Cuál es su gran ventaja?

Nos permite multiplicar el rendimiento de nuestra inversión. Si quiero comprar 100 acciones de la empresa X, que cotiza a 10€ por acción, puedo comprar directamente las acciones, o bien optar por algún producto apalancado, generando lo que se conoce como efecto palanca.

Para el ejemplo optaremos por CFD, en el que el broker nos pedirá un porcentaje del total de la inversión como garantía (dependerá del broker y de la acción, para simplificar optamos por un 10%). Comparemos las 2 opciones con un simple ejemplo:

  1. Compra directa: 100 acciones a 10€ por acción: 1000€
  2. Compramos 100 CFD’s, por lo que la garantía es de 100€

Pongamos que la acción sube un 25%:

  1. Nuestra inversión vale 1.250€, por tanto hemos ganado un 25%
  2. Nuestra inversión vale 1.250€, pero sólo hemos invertido 100€, por tanto tenemos una rentabilidad del 250%.

¿Cuál es su gran riesgo?

El gran riesgo del apalancamiento es que, del mismo modo que podemos tener beneficios más latos que invirtiendo al contado, también las pérdidas pueden multiplicarse. Por ello, es importante  disponer del total del riesgo expuesto (en el segundo ejemplo disponer de como mínimo los 1.000€ pese a que el broker nos pida sólo 100) y también realizar un seguimiento exhaustivo y muy activo de la operación, para evitar que su evolución nos pueda causar pérdidas incontroladas.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn